lunes, 8 de septiembre de 2014

capitulo 16 ;)

Pasaron varios días y yo ya estaba exhausta, despues de la escuela salía con justin o al parque o a su casa y despues iba a entrenar con Andrew, el me decía que estaba avanzando mucho, y que muy pronto estaría lista para usar las armas. Un dia estaba durmiendo pero me despierta el sonido del timbre, me preguntaba quien era pues eran las 3 de la mañana y baje para abrir la puerta.
-andrew? Que haces a esta hora?- le dije un poco adormilada
-____(tn) necesito que vengas con migo, ya es hora-
-ya es hora? Hora de que?- le dije sin entender
-en el camino te explico, ve, cambiate, te espero aquí- asentí y fui a ponerme unos jeans rápidamente pues se veía que Andrew estaba apurado, me pregunto a que se refería…
-listo, a donde vamos?- le dije mientras serraba la puerta de mi casa para irnos
-no muy lejos de aquí- el me llevo a una especie de bosque que estaba cerca, en cuanto llegamos el saco una maleta negra y la abrió, estaba repleta de pistolas, balas, escopetas, etc.
-me enseñaras a usarlas?- le pregunte, se que era obvio pero no perdia nada en hacerlo-
-si, aquí no vienen nadie desde que hubo balasera en el 79- dijo sacando un par de pistolas el me dio una y me indico cuales eran las partes de esta y como se cargaban, despues de un rato me indicó como apuntar bien y esas cosas, saco un muñeco de tamaño real y lo puso frente un árbol
-apunta a la cabeza- me dijo, yo obedecí y por mi suerte lo hice muy bien. Después hice lo mismo apuntando hacia el pecho y la entrepierna, ya estaba saliendo el sol y estábamos por irnos.
-ya estas hecha- me dijo Andrew
-enserio? Es todo?- le pregunte
-si, no es difícil, solo te fala mas practica para que lo puedas hacer aun mas rápido-
-esta bien, me puedo quedar con esta- le dije mientras le señalaba el arma que tenia en mi mano-
-bromeas sierto? Estas dos son totalmente tuyas- mientras me daba otra mas pequeña de color plateado-
-y como se supone que las ocultare?-
-en realidad en eso siempre se encargan ustedes, algunas del trabajo lo esconden en su escote, zapatos, bolsos, creeme en muchos lugares mas es solo ingenio…
-esta bien, jaja, creo que ensayare eso- le dije divertida
- bien, te dejare en tu casa- nos dirigimos a mi casa antes de que alguien saliera y nos viera, cuando llegamos antes de que el se fuera me hablo nuevamente.
-____(tn) tengo que decirte que en la oficina el jefe quiere verte mañana- me dijo
-para que?-
-al parecer quiere ver como vas avanzando en lo del entrenamiento, pero no te preocupes, tienes talento, mas que algunas compañeras- rio
-aah, okay, iré mañana-
-no quieres que pase por ti?- me pregunto-
-no, esta bien yo manejaré, hace mucho que no lo hago-
-bien, me tengo que ir-
Despues de un rato me llamó justin por teléfono
-hola- contesté
-____(tn) preciosa, estoy solo y quiero que vengas un rato, puedes?
-claro justin, ya voy para allá- colgé
Tomé mi auto y me dirigí a la casa de justin, no sabía que es lo que iba a hacer, no tenia la intención de acostarme con el, no por ahora, me detuve en un semáforo y me puse a mirar a un costado mio, ahí caminaban varias personas, la mayoría eran parejas, se veian felices, llenas de amor, siempre con una pequeña sonrisa y un brillo en sus ojos, que parecía de ilusión, me preguntaba si en verdad eran felices o solo estaban alegres en ese momento, fue entonces cuando me dí cuenta que yo no tenía ni la mas mínima pisca de felicidad en mi vida, todos los días me ponía mi mascara para tratar de conquistar mas a justin y que por fin de alguna forma u otra lo ponga al descubierto, en eso se basaría mi vida siempre? Tratando con otras personas fingiendo ser alguien que no soy? Dí un fuerte suspiro y finalmente llegué a la casa de los bieber´s
-hola justin- le dije
-hola preciosa, pasa- me dijo dándome un pequeño beso en los labios- que quieres hacer?- me dijo entrando junto con migo a su casa-
-no lo se, que tal si vamos al cine?-
-genial- dijo con una pequeña sonrisa en los labios, vamos entonces-
No había estado ni cinco minutos en su casa y ya saliamos de nuevo, estaba muy cansada, no dormi prácticamente nada, pero me aguantaría, no quería que justin me pidiera explicaciones, era muy posecibo y se imaginaba cosas como si lo engañaba con otro o que si no quería pasar tiempo con el…
-cual película quieres ver?- le pregunte
-amm.. una de terror- y me miró-
-okay, una película de terror será- se me estaba haciendo costumbre darle la razón de todo, no se porque simplemente quería evitarme problemas… en la sala mientras empezaba la película yo trataba de acomodar las palomitas entre la silla de justin y la mia de forma que no se cayeran y cuando el me vió solo las tomó y las puso en sus piernas, tras ese acto me sonrió y dijo – si quieres puedes tomarlas pero antes tienes que darme un beso- una pequeña risita se me escapó era una buena estrategia asi que decidí seguirle el juego, lo tome del cuello con una mano y le di un apasionado beso, segundos despues nos separamos y nos sonreímos mutuamente sin poder evitar mirarnos fijamente a los ojos, a pesar de que había bastante tiempo en la sala no pareció importarnos, parsia que solo estábamos el y yo, nada mas, en sus ojos logré ver casi el mismo brillo que veía en las parejas que había visto, un pequeño brillo pero que lo opacaba algo, quizás tristeza o algo de soledad, o tal vez era eso que me ocultaba...